Para la mejora de la eficiencia energética en los sistemas de riego, se hace necesario la incorporación de nuevas tecnologías que permitan trabajar a una presión de trabajo menor. Esto se va a traducir directamente en un ahorro energético, que suele ir asociado a un ahorro de agua y sobre todo, a un ahorro económico consecuencia de la gestión óptima del binomio agua/energía.

A continuación os dejamos la presentación de Jose María de Frutos, de la empresa Riegos Iberia Regaber, en la que profundiza en estos conceptos presentando el riego por goteo de bajo caudal y los filtros autolimpiantes a baja presión.